.

NOTICIAS BIZKAIA

NOTICIAS EUSKADI

La llegada del metro a Galdakao en 2016 pendiente de las decisiones políticas

Las tensiones que la política vasca arrastra desde las elecciones autonómicas han estado a punto de echar por tierra en este mes de junio las esperanzas de muchos con respecto a la llegada del metro a Galdakao en 2016. Tras la primera reunión del Diputado General de Bizkaia, José Luis Bilbao, y el Lehendakari, Patxi López, el desarrollo de esta infraestructura en el municipio quedó en el aire.
Bilbao le dijo a López que el ente foral no iba a aportar los 42 millones al año que tenía comprometidos hasta 2029 para el desarrollo de la red del metropolitano. Aseguró que se debía a la situación económica de la Diputación y argumentó que ya que es el Departamento de Transportes el que gestiona el metro debería de ser el Gobierno "el que pague todo". Un extremo al que no estaba dispuesto el nuevo ejecutivo, y que le hacía dudar sobre otra de las peticiones, la de aportar dinero para el nuevo San Mamés o el Guggenheim de Urdaibai.
Poco después apareció en escena el presidente del Euskadi Buru Batzar del PNV para apagar el fuego. Iñigo Urkullu aseguró, también después de una entrevista con el lehendakari, que la Diputación cumpliría con los compromisos adquiridos dejando claro que no actuará de manera unilateral. José Luis Bilbao matizó días después sus primeras declaraciones y ya no se refirió a dejar de pagar parte de las cuentas del metro. Tan sólo apuntó que haría falta realizar una revisión del acuerdo de pagos que lleva vigente veinte años.
El Ayuntamiento de Galdakao no ha querido entrar en la polémica y sólo espera "que se cumplan los plazos" que se dieron en el mes de febrero y que apuntan a 2016 como el año en el que la localidad estará dentro de la red. El metro a Galdakao tiene, en cualquier caso, dos líneas que parece que le llevan la delantera. La 3, entre San Antonio de Etxebarri y Matiko, y la 4, entre Moyua y Rekalde. Se las considera estratégicas al afectar a la capi-tal (el PP vasco presiona para que se haga la 4 cuanto antes) y las noticias sobre la línea 5, la que acercará el suburbano a Galdakao y Usansolo, tendrán que esperar hasta finales de año. De hecho, el estudio informativo de esta ampliación tiene que estar concluido para principios de 2010.
El PSE aseguró tras llegar a la Lehendakaritza que intentaría "acortar los plazos en la medida de lo posible" pero, para que se cumpla al menos lo previsto por el anterior Gobierno, la adjudicación e inicio de las obras tendría que darse en 2011, con un coste total de aproximadamente 255 millones. Los trabajos durarían al menos 4 años y, una vez concluidos, desde el centro de Galdakao se podría llegar en metro al Casco Viejo en 9 minutos. Los plazos, por ahora, parece que seguirán su curso sin nuevas polémicas y en 2016 podrá haber 5 estaciones del suburbano en el municipio: Aperribai, Bengoetxe, Galdakao, Hospital y Usansolo./ Galdakao Hoy

0 comentarios:

Publicar un comentario